Hidroponía orgánica, el futuro de la agricultura

10 Julio 2018

El contenido de este artículo fue elaborado por www.ecoinventos.com y aadaa.es  fue revisado y reeditado por Portalfruticola.com

¿Qué es la Hidroponía orgánica?

El cultivo sin suelo es justamente un conjunto de técnicas recomendables cuando no hay suelos con aptitudes agrícolas disponibles. El esquema consiste en: una fuente de agua que impulsa por bombeo el agua a través del sistema, recipientes con soluciones madre -nutrientes concentrados-, cabezales de riego y canales construidos donde están los sustratos, las plantas, los conductos para aplicación del fertiriego y el recibidor del efluente.

El cansancio de los suelos por alta carga de patógenos tras cultivos repetidos o la acumulación de iones que conllevan alcalinidad y/o elevación del tenor de sodio ha empujado a muchos productores a realizar cultivos hidropónicos o sin suelo. En cultivos comerciales -en cuanto a su superficie- se hace obligatorio seguir normas ambientales amigables con el ambiente y emplear métodos de recirculación de las soluciones volviéndolas al cultivo tras equilibrarlas y desinfectarlas o buscándoles un lugar de descarga que evite la llegada de los nutrientes efluentes al suelo, cursos de agua y a los acuíferos.

Ya existen métodos en sistemas abiertos que permiten un segundo cultivo, fijación por plantas que crecen en pequeñas lagunas de fondo impermeabilizado y otros ensayándose. Las recomendaciones de realizar cultivos hidropónicos o sin suelo solo por considerar su alta productividad y rendimiento económico, que no tengan en cuenta estos aspectos ambientales perniciosos, no son aconsejables. Los cultivos que son aptos para este método son el tomate, lechuga, repollo, pimiento, pepino, espinaca, entre otros.

Aunque este cultivo en circunstancias normales no es orgánico, ya que utiliza sustancias químicas para la solución nutritiva que alimenta la planta, puede volvérse orgánico utilizando sustancias naturales.

¿Qué es la Hidropónia orgánica?

Es una alternativa de producción de cultivos en los cuales los nutrimentos, obtenidos de fuentes no sintéticas son agregados en una solución que alimenta a la planta.

Al igual qué los nutrimentos, el control de plagas debe de ser a base de sustancias elaboradas con productos naturales como citricos.

Este método es más elaborado y más costoso que la hidroponía normal, sin embargo, es más saludable y más atractivo para los consumidores.

Ventajas de la hidroponía

  • Reducción de costos de producción.
  • No depende de los fenómenos meteorológicos.
  • Permite producir cosechas fuera de estación.
  • Poco espacio y capital para una mayor producción.
  • Ahorro de agua, pues se recicla.
  • Ahorro de fertilizantes e insecticidas.
  • No se requiere maquinaria agrícola.
  • Mayor limpieza e higiene en el manejo del cultivo, desde la siembra hasta la cosecha.
  • Cultivo libre de parásitos, bacterias, hongos y contaminación.
  • Rápida recuperación de la inversión.
  • Mayor precocidad de los cultivos.
  • Posibilidad de automatización casi completa.
  • No provoca los riesgos de erosión que se presentan en la tierra.
  • Soluciona el problema de producción en zonas áridas o frías.
  • Se puede cultivar en ciudades.
  • Se obtiene uniformidad en los cultivos.
  • Permite ofrecer mejores precios en el mercado.
  • Se utilizan nutrientes naturales y limpios.

¿Qué desventajas tiene la hidroponía sobre el cultivo en tierra?

En la hidroponía la planta es dependiente completamente del cuidado del hidrocultor, a diferencia de la tierra donde la planta se puede desarrollar por cuenta propia. La inversión inicial de un cultivo hidropónico es mayor a la inversión de un cultivo en tierra, ya que se requiere el equipo indispensable para echar a andar el proyecto. La desinformación así como un gran surtido de productos costosos, extravagantes e innecesarios, hacen parecer a la hidroponía como una técnica de otro mundo e inalcanzable para la mayoría de la gente.

¿Cuales son los mitos más comunes de la hidroponía y del cultivo de plantas?

Con la hidroponía las plantas producen una mayor cantidad de fruto. Este es un mito muy común en el caso específico del tomate, donde la mayoría de la gente que está por empezar un proyecto de hidroponía supone que mediante este la planta será más productiva, sin embargo esto es verdad, debido a que por la concentración de plantas que se pueden tener (1 a 6 en comparación de un cultivo en tierra).

Asimismo, una planta de tomate producirá el mismo número de tomates tanto en tierra como en hidroponía, con los cuidados adecuados en ambos medios.

No todas las plantas se pueden sembrar por hidroponía, especialmente los árboles, debido a un principio simple. Colocar a la planta en un ambiente inerte y a partir de ahí, nosotros controlar su nutrición. Este principio parte del cultivo en tierra, que es el medio en el que todas las plantas se desarrollan, por lo que si se puede dar en tierra, se puede dar por hidroponía.

La técnica hidropónica de raíz flotante solamente sirve para lechugas. Es cierto que en la mayoría de los casos, vemos a la técnica hidropónica de raíz flotante utilizarse exclusivamente con lechugas; sin embargo, dicha técnica puede funcionar con la mayoría de las plantas que su desarrollo sea superficial y no subterráneo. Con esto quiero decir que la técnica puede funcionar con plantas como el melón, la sandía, el pepino, el tomate, etc. y no es apta para plantas como, por ejemplo la papa, la cebolla, la jícama, zanahoria y demás, debido al exceso de humedad.

La desventaja que tiene la técnica, es que, debido al peso de las mismas, el unicel que mantiene a flote a la planta, tiende a colapsarse, y de ahí que la técnica hidropónica de NFT sea una mejoría de la técnica hidropónica de raíz flotante, donde la planta, ahora si puede sostenerse.

La solución nutritiva se puede filtrar si se cultiva por sustrato. Mucha gente le teme al cultivo vertical y a los cultivos largos sobre sustituto, ya que, un mito muy difundido es que la solución nutritiva poco a poco se va filtrando mientras más se adentra en el sustrato. Sin embargo, si la solución nutritiva con la que trabajamos es soluble, no existe razón alguna por la cual preocuparnos.

Si no tengo invernadero, no puedo cultivar por hidroponía. Esta se puede dar en cualquier lugar, inclusive en una azotea o un patio trasero y no es necesario contar con un invernadero o similar para poder cultivar. El invernadero es benéfico cuando queremos proteger nuestros cultivos de la intemperie, así como cuando queremos producir productos fuera de temporada; sin embargo, no es un elemento indispensable para cultivar.

Ensayo experimental en hidroponía orgánica en España por Ricardo Carrión Escalante, el futuro de la agricultura.

Objetivos.

Generales:

  • Probar una nueva técnica denominada hidroponía orgánica.

Específicos:

  • Probar el comportamiento de tomate (Lycopersicon esculentum), var. Perita
  • Emplear el fertilizante orgánico BIOFERT en la solución nutritiva.
  • Hacer uso eficiente del agua.

Desarrollo.

Desde septiembre de 2016 se inicia con el trabajo de investigación donde se hace el seguimiento de las respectivas fases fenológicas del cultivo hasta culminar con la cosecha del producto final.

Desarrollo del ensayo experimental:

  1. Instalación de material y equipo.
  2. Almacigo.
  3. Trasplante.
  4. Floración.
  5. Fructificación.
  6. Cosecha.

Conclusión.

Habiendo culminado el ensayo experimental se puede llegar a la siguiente conclusión:

  • Los resultados del presente ensayo han sido importantes, como contribución del Programa a las acciones de seguridad alimentaria y uso eficiente de agua para enfrentar los efectos del cambio climático.

Recomendaciones.

Establecida la conclusión del estudio se puede expresar la siguiente recomendación:

  • Es necesario continuar con trabajos de investigación posteriores para contar con más datos, con el objetivo de lograr su estandarización y posterior difusión.

Fuente: www.ecoinventos.com, aadaa.es

www.portalfruticola.com

También podría interesarte
Comentarios
0 Comentarios

Deja un comentario