Premio Nobel de Química estudia la enzima de la papaya como una posible cura para el Covid-19 -

Premio Nobel de Química estudia la enzima de la papaya como una posible cura para el Covid-19

Debido a la rápida propagación del Covid-19, científicos de todo el mundo se encuentran trabajando para encontrar una cura a la enfermedad.

Si bien, una de las soluciones que se plantea con mayor frecuencia es encontrar una vacuna, el premio Nobel de Química 2013, Arieh Warshel, cree que obtener un medicamento es más urgente que una vacuna que puede tardar bastante tiempo.

Es por ello que, de acuerdo con la información entregada por Emol, Warshel se encuentra estudiando la enzima de la papaya, la que sería similar a la del coronavirus para crear un medicamento contra el Covid-19.

Experiencia en modelar enzimas

Warshel se adjudicó el premio Nobel de Química, junto a dos compañeras más, al ser pioneros en el desarrollo de modelos informáticos para predecir procesos químicos. Este es el mismo modelo que desarrolla para encontrar un medicamento para el Covid-19.

El químico dijo en una entrevista a la agencia de noticias española EFE que "tenemos mucha experiencia en modelar enzimas como la papaína (de la papaya); y examinamos cómo diferentes fármacos podrían unirse a la proteasa específica del coronavirus. Buscamos inhibidores que formen un enlace covalente, un enlace químico real, que significa que es más difícil desconectarse de él".

También explicó por qué no tiene la intención de desarrollar una vacuna con el estudio que está realizando.

"Uno de los problemas con la vacuna es el largo tiempo que se necesita para obtenerla de forma segura. Lo único que hacemos en este tema es más académico. Intentamos examinar los enlaces del virus, los receptores que acepta, y ver la diferencia entre el virus SARS y este coronavirus, que no presenta grandes diferencias que podamos explorar. Creo que usar fármacos sería muy importante antes de tener una vacuna desarrollada. Debemos presionar para encontrarlos", puntualizó.

La papaína

En cuanto al uso de la papaína, el profesor de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile, doctor Ricardo Soto, dijo a Futuro 360 que “la papaína es una proteasa con funciones similares a la proteasa del coronavirus. Lo que él (Warshel) propone es usar la estructura conocida de la papaína para buscar moléculas que puedan interferir con su función y luego extrapolar estos datos al coronavirus“.

Asimismo, explicó que la papaína se observa como un líquido blanco que surge al momento de pelar una papaya. Ese elemento es el que podría convertirse en un fármaco para inhibir la expansión del virus en el cuerpo.