Pepino dulce de Limarí continúa buscando su Indicación geográfica

09 Noviembre 2017

La Fundación para la Innovación Agraria (FIA) junto al Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA) finalizaron un proyecto que estableció las bases técnicas para obtener la denominación de origen, la cual ambas instituciones esperan obtener el 2018.

El pepino dulce es una fruta típica de la IV región y allí es donde se concentra el 80% de su producción, razón que llevó hace tres años a crear un proyecto de innovación para agregarle valor a este fruto y que a su vez, buscaba encontrar factores diferenciadores en la variedad producida en los Cerrillos de Tamaya respecto a los cultivados en Valparaíso.

Portalfruticola.com conversó con René Martorell, ejecutivo de innovación de FIA sobre esta iniciativa, quien indicó que el proyecto finalizó y se encuentra en la etapa de elaboración de conclusiones administrativas pero que ya se lograron establecer normas técnicas para la producción de este fruto.

Martorell indicó que el proyecto buscaba reconocer los factores del territorio que influían en las características del fruto, para así lograr una indicación geográfica que permitiera valorizar el producto.

Asimismo, explicó que lo anterior se enmarca en la línea de trabajo de FIA llamada “Valorización del patrimonio”, la cual busca un sello diferenciador o una denominación de origen, basándose en la historia de los productores y el territorio donde se cultivan ciertos frutos, lo cual permite que tengan mayor valor y demanda en el mercado.

De esta forma, el INIA logró determinar que los pepinos cultivados en los Cerrillos de Tamaya tenían un color amarillo más intenso y mayor dulzor, lo que se debe a los niveles de sales del suelo donde se producen y al agua con que son regadas las plantaciones. 

A su vez, la institución realizó una evaluación de los ecotipos de los pepinos y se evidenció que en la zona del Limarí se trabaja con 89 variaciones genéticas del fruto, las que han sido seleccionadas por los productores en base a la calidad, cantidad y sabor.

En base a lo anterior, Martorell explicó la creación de un ranking de estos ecotipos y que sobre ellos se crearon normas técnicas para su cultivo, de modo que quienes deseen producir el fruto tengan instrucciones para lograr las mismas características que diferencian a este fruto por sobre los provenientes de otros lugares del país.

Sin embargo, el ejecutivo de innovación de FIA agregó que falta una crear una asociación que concentre a los productores de pepino dulce de Limarí, quienes deberán presentar la continuidad de este proyecto durante el próximo año y así, lograr obtener la indicación geográfica para el fruto.

Fotografía: Fundación para la Innovación Agraria (FIA)

www.portalfruticola.com

Este contenido es exclusivo de Portalfruticola.com, si desea reproducirlo en otro medio, debe nombrar a la fuente y vincularlo al contenido original.
También podría interesarte
Comentarios
0 Commentarios

Deja un comentario