Adelanto del Año Nuevo en China genera incertidumbre en los exportadores chilenos - PortalFruticola.com

Adelanto del Año Nuevo en China genera incertidumbre en los exportadores chilenos

Adelanto del Año Nuevo en China genera incertidumbre en los exportadores chilenos

Durante el panel de comercio “Desafíos de exportar a China”, de la Conferencia Internacional de Redagrícola, realizado en el Hotel Monticello, se dieron a conocer los principales desafíos que enfrentan para exportar  cerezas a China en la  temporada 2022/2023.

El panel  fue  moderado por el periodista de Redagrícola, Felipe Aldunate y contó con las participaciones de Shin Wei Fu, fundador y productor de Gold Anda, Felipe Henríquez, gerente de Sudamérica de importadora Shanghai Grandfruit y Camilo Alvarado, representante en Latinoamérica de importadora Dalian Yidu Group.

Uno de los principales temas a tratar fue el adelanto de la fecha del año nuevo chino, que será el 22 de enero de 2023, y que generó que muchos productores y exportadores se pregunten ¿qué pasará con la fruta que llegará después del año nuevo?, refiriéndose a las cerezas.

Al respecto, Felipe Henríquez de Shanghai Grandfruit, señaló que “esa es la problemática que enfrentaremos todos, básicamente por la condición y la calidad. Lo que ha pasado años anteriores es que la calidad de la fruta se ha perdido a raíz de los problemas de logística y los retrasos de la llegada de la fruta al mercado. Entonces cuando tienes fruta de mala condición es muy difícil tratar de venderla ¿Qué podemos hacer? Tratar de mejorar la condición de la fruta”.

En tanto, Camilo Alvarado de la importadora Dalian Yidu  Group, dijo que esta temporada será probablemente una de las más desafiantes de la historia y que los exportadores deberán trabajar arduamente para que los despachos y envíos se realicen a tiempo.

“En el caso de los importadores, es importante entregar diferentes alternativas a nuestros clientes. También creo que lamentablemente después del año nuevo chino no podemos mandar toda la fruta, por eso, tanto exportadores como productores, debemos buscar mercados alternativos, sobre todo si consideramos que este año se estima se despachará 10 mil contenedores a China”, agregó Alvarado.

Asimismo, los representantes de las importadoras chinas, coincidieron en que la clave para poder llegar antes del año nuevo chino con la fruta en buenas condiciones, será buscar la fórmula de llegar directo a China.

“Lo que se hizo la temporada pasada y se volverá hacer, es que algunos contenedores  desembarquen en Hong Kong y se puedan trasladar a otros puertos, para poder tener más agilidad y poder mover la fruta a los mercados. Hay que tener en claro que el problema logístico seguirá este año”, comentó Felipe Henríquez.

Desarrollo de variedades y diversificación de mercados

En cuanto al desarrollo de variedades que demanda el mercado chino, el  gerente de Sudamérica de la importadora Shanghai Grandfruit explicó: “Varios productores están probando nuevas variedades. Si queremos tener cerezas antes del año nuevo chino tenemos que hacer un mejor trabajo”.

“Creo que el límite lo pone la logística, China puede consumir fruta, pero  fruta de calidad. El desarrollo de nuevas variedades apunta a la parte temprana porque tenemos diferencias con la condición de la parte tardía”.

Ante la pregunta ¿China podría seguir consumiendo cerezas? Camilo Alvarado sostuvo que “es una realidad que en los próximos 3 años llegaremos a los 120 millones de cajas, pero hoy estamos parados con el 90% del volumen en China. Entonces, si China no consume las cerezas ¿qué vamos a hacer? Tenemos que pensar en diversificar los mercados, es decir, tratar de ingresar las cerezas a EE. UU., Corea, Taiwán”.

Sobre otras frutas que está solicitando el mercado chino, Felipe Henríquez detalló que “en uvas también hay un recambio de variedades, hay una o tres variedades que son atractivas. Tenemos que buscar variedades de buen dulzor, de buenas condiciones. Esta temporada que pasó, algunos clientes aplicaron tecnología con la que  pudieron segregar  una buena calidad de fruta  y mandaron el producto adecuado a China”

Asimismo, los expositores señalaron que los nectarines y las ciruelas tienen una gran oportunidad, al igual que los arándanos y la uva de mesa. 

Los representantes de las importadoras también dijeron que es importante apoyar financieramente a los productores sobre todo al tener en cuenta que la economía mundial se encuentra en recesión.

Felipe Henríquez indicó: “Nosotros podemos generar un apoyo financiero a nuestros productores, pero pensando en  el proyecto que tienen ellos a futuro. Este es un año muy difícil, pero vienen dos, o tres años que pueden generar muy buenas alternativas para el desarrollo”.

Ante la pregunta ¿Estamos preparados para mover la fruta en China? Camilo Alvarado sostuvo: “Creo que los chilenos no estamos preparados. Los números ya lo han mostrado, las inversiones que han hecho en plantaciones no están a la par con la capacidad del proceso. Entonces en los próximos 2 o 3 años el tema será el doble de procesamiento. Es un tema importante que se viene”.

 

Suscríbete a nuestro Newsletter