Río Submarino Sur – Norte: Una opción sustentable para la gestión hídrica de Chile - PortalFruticola.com

Río Submarino Sur – Norte: Una opción sustentable para la gestión hídrica de Chile

Río Submarino Sur – Norte: Una opción sustentable para la gestión hídrica de Chile

Por Vía  Marina


El 28 de mayo de 2019 fue ingresada al Ministerio de Obras Públicas la solicitud de concesión para iniciativa privada del proyecto Aquatacama o Río Submarino Sur – Norte Chile, que plantea un sistema de trasvase de agua dulce desde el sur al norte de Chile a través de un sistema de tuberías instaladas sobre el lecho submarino y paralelas a la costa.

Actualmente el proyecto sigue estando en las reparticiones públicas para su análisis junto a otros proyectos de trasvases que se alzan como un modelo alternativo y también complementario para enfrentar la necesidad permanente de suministro hídrico que hoy requieren numerosas comunidades del país, en especial en las zonas central y norte, actualmente afectadas por la mega sequía y por las consecuencias del cambio climático.

El Río Submarino Sur – Norte que propone la empresa Vía Marina y cuyos estudios vienen realizándose desde 2006, es un proyecto que tempranamente advirtió sobre las consecuencias para el abastecimiento hídrico que el cambio climático podría causar al país, diseñando un modelo sustentable en lo ambiental, social y económico para transportar agua dulce desde los ríos del sur del país hasta zonas principalmente agrícolas o con potencial de desarrollo agrícola, entre Ñuble y Arica.

De acuerdo con Vía Marina, “si bien el agua transportada podría satisfacer las necesidades hídricas de diversos usuarios – incluido el consumo humano- ,  el sistema se alza como una alternativa altamente compatible con los requerimiento del riego agrícola, potenciando la sostenibilidad de este sector productivo en todas sus escalas, grande, mediano o pequeño productor”.

Disponibilidad de agua

“La filosofía fundamental del proyecto es transportar una fracción de la disponibilidad de agua del río, calculada como la diferencia (A-B) entre (A) el caudal físico real en la desembocadura y (B) el caudal ambiental requerido por los ecosistemas fauna y flora del pequeño tramo río abajo y de la pluma del río en el mar, considerando todos los servicios que prestan; por ejemplo a la pesca artesanal, fracción variable en función de todas las variaciones estacionales y tendenciales influenciadas por el cambio climático”, explicó  el socio fundador de Via Marina, Félix Bogliolo.

“Dicho caudal ambiental quedará determinado por el Estudio de Impacto Ambiental y otros estudios como consulta ciudadana o indígena. Dichos estudios determinarán también las eventuales medidas de mitigación o compensación adecuadas y explicitarán las medidas de monitoreo y adaptación para ajustar el proyecto a las realidades futuras”, agregó.


Socio fundador de Via Marina, Félix Bogliolo.

Sobre la disponibilidad de agua, el ejecutivo se refiere al Estudio de Corfo de junio 2019 (realizado por la Universidad de Chile) “Evaluación de Proyecto de una Carretera Hídrica Nacional - Fase 1: Inventario de la Oferta y Demanda de Agua a lo Largo de la Geografía Chilena”, que estima dicha disponibilidad en unos 1.000 m3/s desde Valparaíso hasta Puerto Montt, principalmente concentrada en la desembocadura de los ríos Maule (125), Biobío (375), Imperial y Toltén. Ese mismo estudio estima en unos 378 m3/s la demanda de agua entre Valparaíso y Arica para todos los usos proyectada a 2050 en el escenario optimista que considera el riego de cerca de un millón de hectáreas suplementarias, vale decir una razón de 3 a 1 entre oferta y demanda, razón que los impactos previstos para el escenario pesimista del cambio climático podría reducirse a 2 a 1 según el reciente Balance Hídrico de la DGA.

Integración hídrica

Más allá del modelo de transporte de agua bajo condiciones especiales de seguridad desde el sur al norte, una característica basal del Río Submarino es su flexibilidad porque “permite generar una interconexión total de todos los recursos hídricos del país, cualquiera sea el estado hidrográfico de las distintas cuencas, en cada momento. El proyecto parte de nivel del mar y llega al nivel del mar, lo que faculta que el agua circule tanto de Sur a Norte -sentido normal - como de Norte a Sur: sentido excepcional para, por ejemplo, utilizar parcialmente los episodios de lluvias torrenciales traídas por los inviernos altiplánicos”, comentó  Bogliolo.

En conclusión, el proyecto tiene la capacidad de integrar las cuencas hidrográficas del país en un gran sistema de vasos comunicantes, una macro-cuenca, generando así un aprovechamiento máximo de su riqueza de agua, y equiparando dichos recursos para satisfacer debidamente sus necesidades hídricas.

“Si Chile opta por incluir la innovación en su respuesta al cambio climático y abre la puerta al desarrollo del Río Submarino, dispondrá de una seguridad hídrica total y permanente a lo largo de todo su territorio a través de esta herramienta que potenciará una gestión eficiente e inclusiva del recurso”, finaliza el ejecutivo


Para obtener más información del proyecto Río Submarino Sur – Norte Chile, contacto al socio fundador de vía Marina a la dirección email: felix.bogliolo@via-marina.com. Visita nuestra página web http://www.via-marina.com/?lang=es

Suscríbete a nuestro Newsletter