Insectos y ácaros: Conociendo al trips de California - PortalFruticola.com

Insectos y ácaros: Conociendo al trips de California

Insectos y ácaros: Conociendo al trips de California

El contenido de este artículo de nuestra sección de Agrotecnia fue elaborado por Alejandro Layana y Claudio Salas del INIA Intihuasi, para www.inia.cl, el cual fue revisado y reeditado por Portalfruticola.com

Insectos y ácaros: Conociendo al trips de California

trips de California

1.- Reconocimiento del trips de California

Tres son las especies de trips asociados a la producción de flores de corte en la región de Coquimbo, Chile: el trips del gladiolo (Thrips simplex), el trips de la cebolla (Thrips tabaci) y el trips de California (Frankliniella occidentalis). De estas especies, el trips de California es el más abundante y el que será abordado en la presente ficha.

El trips de California presenta seis estadios de desarrollo: huevo, dos estados ninfales, prepupa, pupa y adulto. Los huevos son insertos por las hembras en el tejido vegetal, esto junto a su pequeño tamaño, hacen muy difícil verlos en condiciones de campo.

Las ninfas, poseen un tamaño que varía de 0,4 a 1,1 mm, color amarillento. Una forma de diferenciar ninfas de adultos es por la presencia de alas. Los estadios de prepupa y pupa poseen rudimentos alares y no se alimentan, permaneciendo en el suelo o la hojarasca.

En cuanto a los adultos, tienen un cuerpo alargado y un tamaño que oscila entre 0,9 a 1,4 mm siendo los machos de menor tamaño que las hembras. La coloración de los adultos es variable dependiendo de la época del año, siendo más oscura en la época fría.

Foto 1. Adulto y ninfa de trips de California.

2.- Ciclo biológico del trips de California

El trips de California se reproduce sexualmente y por partenogénesis (reproducción sin necesidad de machos). Las hembras insertan los huevos en las hojas, flores, u otros tejidos de las plantas hospedantes. Transcurridos un par de días eclosionan las ninfas las que atraviesan por dos estadios para posteriormente transformarse secuencialmente en prepupas, pupas y adultos.

La proporción de hembras y machos en un agroecosistema varía en función de su densidad poblacional y condiciones climáticas. Así, se encuentra una mayor proporción de machos al inicio de una infestación y a medida que aumenta la densidad poblacional se encuentra una mayor proporción de hembras. en una mayor magnitud en relación a los machos.

Foto 2. Distintas especies florales con daño por alimentación de trips de California. A) lisianthus, B) clavel.

4.- Monitoreo para detección del trips de California

Para desarrollar un programa de manejo integrado (MIP), del trips de California resulta esencial realizar monitoreos a intervalos de siete días en la época invernal y en forma diaria en la época estival, a través de la revisión de flores (monitoreo directo) y a través de trampas cromáticas adhesivas (monitoreo indirecto).

De esta forma, es posible detectar migraciones iniciales hacia el cultivo, estimar la dinámica poblacional y la presión del insecto a través de su densidad.

Para la realización del monitoreo directo en plantas, seleccione al menos 20 plantas dentro del invernadero desde distintos puntos y golpee suavemente las flores sobre un papel blanco. Lo anterior le permitirá contabilizar trips y estimar el nivel de infestación.

Monitoreo indirecto

Para el monitoreo indirecto, se recomienda utilizar trampas cromáticas 25 cm x 10 cm de colores amarillo, azul o celestes cubiertas con pegamento a las que son atraídos los adultos. Se recomienda instalar 1 trampa por 200 m2 de cultivo en el invernadero, las que deben ser instalada sobre el ápice de las flores.

Revisar las trampas con una lupa (aumento mínimo de 10 x) 2 veces por semana (verano) y 1 vez por semana (invierno) registrando el número de individuos capturados.

Considerar como umbral de acción en clavel la captura de 10 trips por trampa en 7 días para la aplicación de algún tratamiento químico.

trips de California

3.- Daño ocasionado por el trips de California

En la producción de flores los daños pueden ser de tipo directo o indirecto. El primero de estos daños ninfas y adultos provocan deformaciones, decoloraciones, micro perforaciones y necrosis de los tejidos vegetales durante el proceso de alimentación ya que su aparato bucal raspa la superficie de hojas, sépalos y pétalos para succionar savia.

En clavel, el daño se evidencia en los tallos generando entrenudos muy cortos, nudos engrosados y es fácil observar manchas blancas en pétalos preferentemente de aquellas variedades rojas.

Por otra parte, Frankliniella occidentalis puede generar un daño indirecto debido a que actúa como vector del virus bronceado del tomate (TSWV) y del virus de la mancha necrótica del impatiens (INSV), ambos presentes en la región de Coquimbo asociados a cultivos de tomate, pimiento y lechuga, existiendo reportes a nivel mundial que indican que estos virus pueden afectar a: crisantemo, gerbera, limonium, lisianthus, clavel, entre otras especies.

Fuente: www.inia.cl

www.portalfruticola.com

Suscríbete a nuestro Newsletter