El cultivo de aguacates se expande en España -

El cultivo de aguacates se expande en España

El cultivo de aguacates se expande en España a 14.000 hectáreas de superficie 2019 informó el sitio web Traveler.

De acuerdo a datos del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación de España los cultivos de aguacates se centran en zonas como  Axarquía de Málaga y la costa tropical de Granada y también en lugares como Tenerife, Las Palmas, Alicante, Valencia, Huelva y Cádiz.

Andrés Ibarra junto a su socio Javier Cívicos poseen cultivos de aguacates en una pequeña aldea asturiana llamada Valbuena. “Es gracias a la diversidad regional de microclimas que posee el Principado”, agregó.

Compañía Aguacastur

Andrés Ibarra cuenta como fueron los inicios de la empresa Aguacastur y con la que ofrecen desde asesoramiento técnico –para valorar si una zona reúne las condiciones necesarias– hasta ayuda con la plantación, diseño, mantenimiento de la finca, programa de fertilización ecológico, reconducción de fincas mal manejadas o planteadas, etc.

“Prácticamente, cualquier cosa relacionada con el aguacate”, señaló Andrés.

Antes de cultivar aguacates hay que tener en cuenta factores como que el árbol subtropical es delicado.

"Necesita los nutrientes justos y necesarios, y sus grandes enemigos son los suelos encharcados, el viento y las heladas, problemas que en Asturias se solucionan gracias al efecto termorregulador del mar”, detalló el artículo.

Por ello, Andrés y Javier comentaron a Traveler que antes de decidir si cultivar aguacates en Asturias era la mejor opción, el equipo realizó un estudio de campo respecto a la geografía de Asturias.

Andrés explicó que “toda la franja norte y noroeste de la Península tiene gran potencial y estima, de forma muy general, que una zona es adecuada para el cultivo del aguacate hasta unos 15 kilómetros hacia el interior. Incluso si se empleasen ciertas técnicas agronómicas, se podría llevar a cabo una plantación en algunas zonas que a priori pudiesen no parecer tan favorables debido a las temidas heladas invernales”.

Economía agraria

Uno de los aspectos que más le motivan a Andrés Ibarra, es generar una economía agraria alrededor del aguacate de cierta relevancia. “Una fuente de riqueza alternativa podría facilitar el asentamiento de jóvenes en los pueblos y disminuir la problemática de la despoblación, no en toda Asturias –ojalá– pero sí en algunas zonas concretas. Esta actividad económica podría ser muy importante para el campo asturiano y de otras comunidades cercanas como Cantabria, Galicia e incluso País Vasco, donde tenemos ya amigos con plantaciones piloto”, comentó.

“El aguacate convencional (no ecológico), de buen calibre y de primera categoría, vendido a un operador comercial, es decir, no venta directa, se está pagando a unos 3,5€/kg. Un precio sustancialmente más rentable que el obtenido por la manzana de sidra”, señaló.