Cómo cultivar acelga en la huerta de manera sencilla -

Cómo cultivar acelga en la huerta de manera sencilla

El contenido de este artículo de nuestra sección de Agrotecnia fue elaborado por www.agromatica.es, el cual fue revisado y reeditado por Portalfruticola.com

Guía básica para cultivar acelga en la huerta

EL CULTIVO DE LA ACELGA EN TU HUERTO ECOLÓGICO

La acelga es una verdura con alto contenido en vitamina A, por lo que cederle un espacio en tu huerto ecológico significará óptimos niveles de esta vitamina para vuestro sistema inmune. Su cultivo es muy sencillo, da buenos resultados y grandes producciones. Así que si tienes alguna pequeña duda sobre su cultivo, con lo que te comentamos esperemos que te ayude a dar el paso en el cultivo de acelgas.

      

UNA BREVE INTRODUCCIÓN

La acelga pertenece a la familia de las Quenopodiáceas, junto con la remolacha o las espinacas, por ejemplo. Su origen es Europeo pero ya está más que extendida por todo el mundo, siempre por las zonas templadas. Es una planta de ciclo bianual y ciclo largo. A continuación conoceremos un poco más la parte agronómica del cultivo de acelgas.

CARACTERÍSTICAS CLIMÁTICAS

CLIMA

La acelga es un cultivo resistente. de clima templado, es decir que crece bien con temperaturas medias. La resistencia que  la traducimos a que aguanta temperaturas de -5º C, si bien con estas temperaturas no se produce desarrollo y sufren daños, que no llegan a ser permanentes. El rango de crecimiento se sitúa en valores amplios de entre 5 y 30º C.

acelga

LUMINOSIDAD

Aunque es bastante rústica en cuanto a los lugares de crecimiento, prefiere situaciones de semi sombra, en vez de sol directo, sobre todo si éste es cuando las temperaturas son muy altas.

¿QUE SUELO REQUIERE LA ACELGA?

Se adaptan bien a cualquier tipo de suelo, pero prefiere aquellos de tipo arcilloso (¿sabes qué tipo de suelo tienes?). Al tener un sistema radicular profundo es favorable tener un suelo profundo y con buen contenido en materia orgánica, aunque de eso hablaremos en el apartado de abonado. El cultivo de acelgas se puede hacer con suelos salinos. De hecho uno de los problemas de las acelgas a la hora de comer son la cantidad de oxalatos (formación de piedras de riñón) que contienen, aunque sus beneficios superan con creces a sus perjuicios.

Por tanto, al tener contenidos de sales y oxalatos, se suele plantar en suelos alcalinos, con pH superior a 7, aunque nunca más de 8.

acelga

ABONADO DE LAS ACELGAS

Sus exigencias en cuanto a abonado las podemos calificar como medias. Como es un cultivo a largo plazo conviene realizar una aplicación de abono, como compost, cada 40-50 días. Intenta que esté descompuesto, es decir, que pase mínimo 1 o 2 meses desde el desarrollo completo del compost.

acelga

RIEGO DE LA ACELGA

Es un cultivo que requiere grandes dosis de humedad, para mantener las hojas frescas.  El suelo siempre deberá estar húmedo, ya que la acelga acusa problemas cuando el contenido de agua disminuye y no soporta muy bien las condiciones de sequía.

ALGUNOS CUIDADOS DE LAS ACELGAS

  • Haremos el cultivo más duradero si arrancamos las hojas que estén desarrolladas, para comerlas, dejando sitio a la formación de nuevas hojas rebrotadas.
  • El cultivo requiere bastante humedad, puedes utilizar la técnica del mulching para evitar la evaporación de agua de riego.
  • Es importante quitar las hierbas que se formen alrededor del cultivo de acelgas, evitando el robo de nutrientes. Puedes utilizar una azada pequeña para ello.

VARIEDADES MÁS CONOCIDAS

Podemos distinguir entre acelgas de pencas gruesas y color rojizo, y acelgas de pencas blancas y hojas rugosas.

Pencas gruesas y rojizas: Ginebra, Rey de invierno.

Pencas blancas y hojas gruesas: Ruby, Borgoña, Arco iris.

Fuente:  www.agromatica.es

www.portalfruticola.com