Importancia y comportamiento Pololito Negro de las Praderas -

Importancia y comportamiento Pololito Negro de las Praderas

El contenido de este artículo de nuestra sección de Agrotecnia fue elaborado por Ernesto Cisternas A. y Roberto Carrillo Ll. / INIA La Cruz y UACH, www.inia.cl, el cual fue revisado y reeditado por Portalfruticola.com

Importancia y comportamiento Pololito Negro de las Praderas

El pololito negro de las praderas, Pristerophora picipennis (Solier) (Coleoptera: Scarabaeidae) es un insecto nativo del cono sur de América presente en Chile y Argentina. En Chile se distribuye entre las regiones del Maule y Los Lagos. Este insecto forma parte del ensamble de gusanos blancos en los ecosistemas pratenses del sur de Chile. Sus densidades con regularidad son altas en agroecosistemas pratenses comportándose como plaga asociada a otras especies. También se encuentra en densidades medias y bajas en cultivos anuales y en huertos de berries, arbustos y árboles frutales.

Importancia del Pololito Negro de las Praderas

Su larva un gusano blanco es un consumidor de raíces de un amplio rango de especies y cultivos, causando daños significativos a las plantas durante el otoño e invierno de cada año. Con regularidad se encuentra asociado a otras cinco especies de gusanos blancos que viven bajo el suelo, por lo tanto, es fundamental reconocerlo. Las larvas en sus primeros estadios en ausencia de raíces se alimentan de materia orgánica del suelo, esta alternativa o estrategia de alimentación le permite a la especie sobrevivir en ausencia de raicillas en suelos con alto contenido de materia orgánica.

El consumo de raíces como en muchas otras especies de gusanos blancos produce un debilitamiento de las plantas y las heridas son puerta de ingreso de enfermedades radiculares. Las plantas atacadas muestran síntomas de estrés hídrico, déficit nutricional y menor crecimiento por el corte de las raíces. El mayor daño se observa en las especies pratenses entre abril y julio, entre los 2 y 3 cm de profundidad. En arbustos frutales como arándano y frambuesa no se ha determinado daños atribuibles a la especie.

Comportamiento del Pololito Negro de las Praderas

En la primavera, cuando los adultos emergen desde el suelo, permanecen inactivos durante el día entre la hojarasca y el suelo y muy activos a las horas crepusculares, período cuando ocurre el apareamiento y vuelo de dispersión. La hembra una vez apareada se introduce en el suelo y deposita sus huevos blancos que se tornan levemente en amarillos durante el período de embriogénesis. Los huevos son puestos en forma agrupada bajo el suelo entre los 12 y 16 cm de profundidad, dependiendo de la compactación; tipo y humedad del suelo.

Distribución en el perfil del suelo

Las larvas L1 una vez que eclosionan a profundidades entre 12 y 16 cm comienzan a ascender en el suelo. Larvas L2 se mueven verticalmente en el suelo distribuyéndose entre los 5 y 12 cm. Las larvas L3 en junio se localizan entre 1,5 y 2 cm de la superficie donde se concentran las raíces. L3 se distribuirán preferentemente entre 1.5 y 7 cm de profundidad durante su periodo de crecimiento. La larva L3 cesa su alimentación (prepupa) cuando alcanza su máximo crecimiento, transformándose en pupa; la cual se localiza bajo el suelo en una cámara pupal construida entre los 7 y 10 cm de profundidad.

pololito negro de las praderas

Ciclo estacional del pololito Negro de las Praderas

El pololito negro desarrolla su ciclo en un año. Los adultos vuelan entre septiembre y octubre en la zona sur, periodo en el cual los adultos de 5 a 7 mm se aparean y comienza la ovipostura. Los huevos necesitan entre 30 y 40 días para transformarse en larva neonata (L1) que en su tamaño máximo alcanza 6,48±0,73 mm de largo y son encontradas entre noviembre y comienzo de enero.

pololito negro de las praderas 

Las larvas (L2) de 7.67±2.21 mm de largo son encontradas entre enero y abril y las larvas (L3) de 15,5±1,39 mm de largo se encuentran entre fines de febrero y septiembre. El estado de larva permanece bajo el suelo un periodo de 8 a 9 meses. El estado de prepupa toma alrededor de 30 a 40 días y el estado de pupa entre 30 y 45 días, dependiendo de las temperaturas, antes de transformarse en un adulto. Las larvas de esta especie pueden ser reconocidas a través de la forma de la abertura anal en “Y” y la distribución y forma de los pelos en el ráster.

pololito negro de las praderas

Fuente: www.inia.cl

www.portalfruticola.com