Confección y diseño de la cama alta para la producción hortícola -

Confección y diseño de la cama alta para la producción hortícola

El contenido de este artículo de nuestra sección de Agrotecnia fue elaborado por Cecilia Céspedes L., Carolina Sánchez. y José Vallejos Q. www.inia.cl, el cual fue revisado y reeditado por Portalfruticola.com

Confección de la cama alta para la producción hortícola

La cama alta es un pedazo de terreno de 1.20 m de ancho por el largo que se disponga dentro del invernadero, o en el sector destinado a elaborarla. Consiste en hacer un excavado que se rellena con restos vegetales (frescos o secos) y luego cubrir con tierra, de tal forma que la cama queda elevada unos 30 centímetros sobre su nivel inicial. Así, el suelo queda muy suelto y aireado, permitiendo un gran desarrollo de las raíces. Las plantas crecen más vigorosas, resistentes y productivas.

Herramientas y materiales

Se requiere de una pala plana, una laya, rastrillo, 4 estacas, cordel o lienza, paja, pasto, hojas o malezas sin semillas, opcional tablas de madera para afirmar el suelo en los bordes de la cama alta.

    cama alta

Preparación de la cama alta

Paso 1. Elaboración de la primera zanja

  • Clave una estaca, en cada esquina del lugar donde se construirá.
  • Amarre un cordel hasta formar un rectángulo.
  • Limpie la superficie. Si el suelo está muy duro (en el verano), riéguelo en forma abundante. Al día siguiente, comience a construir la cama alta.
  • Con la pala plana haga una zanja de 30 cm x 1,20 m x 30 cm de profundidad, en uno de los extremos de la cama. Acarree la tierra que sacó y colóquela al extremo opuesto de la cama.

cama alta

Paso 2. Primera zanja rellena con residuos vegetales

  • Con la laya, suelte la tierra del fondo de la zanja, enterrándola unos 30 cm. Una vez removido el fondo de la zanja, coloque una capa de 30 cm de desechos vegetales, rellenando el espacio que quedó disponible.

cam alta

Paso 3. Acabado

  • A continuación haga una zanja de las mismas dimensiones que la anterior, colocando la tierra tal como se va tomando con la pala, sobre el material vegetal de la zanja anterior. Así se va formando la elevación típica de una cama alta de unos 30 cm, aproximadamente.
  • Siga haciendo zanjas de la misma forma hasta el final de la cama. La última zanja rellénela con la tierra transportada desde la primera.
  • Si dispone de tablas de madera, construya un marco a la cama, para evitar que el suelo se deslice hacia abajo con el riego y la cama se desarme.
  • Con el rastrillo dé la forma final a la cama, redondeada o plana, retirando los terrones grandes.

Paso 4. Abonado de la cama alta

  • Coloque en toda la superficie de la cama dos litros de abono orgánico por metro cuadrado (compost, lombricompost o bokashi. Si usa bokashi recién terminado aplique solo 1 litro por metro cuadrado.
  • Incorpore suavemente el abono orgánico. Ahora la cama está lista para ser plantada y sembrada.

cama alta

Diseño de la cama alta para la producción hortícola

Una vez terminada la cama alta, es necesario distribuir las plantas optimizando la luz y el uso del suelo, para una buena nutrición. Diversificar la producción hortícola, permite reducir los problemas sanitarios. Para decidir que hortalizas establecer y que ubicación tendrán en la cama alta, se deben considerar los siguientes factores:

1. Siembra directa o almácigo y trasplante.

Es necesario conocer cuales especies se siembran directamente, las que requieren de almácigo y trasplante y las que son indiferentes. Siembra directa: Cilantro, perejil, rabanito, zanahoria, habas. arvejas. ajo. Almácigo y trasplante: Tomate, ají, pimiento, cebolla, lechuga, puerro, repollo, coliflor, brócoli, berenjena, albahaca, cale. Siembra directa o almácigo y trasplante: Acelga, betarraga, espinaca. Tamaño de la hortaliza al momento de la cosecha. Ubicar las de mayor tamaño en las hileras centrales y las más pequeñas en los bordes. Grandes: Acelga, repollo, coliflor, brócoli, habas, arvejas, tomate, ají, pimentón, berenjenas. Medianas: Lechuga, zanahoria, ajo, cebolla, puerro. Pequeñas: Rabanito, cilantro, perejil.

2. Optimización del espacio.

Intercalar diferentes plantas cuyo órgano comestible es aéreo, al lado de otras cuyo órgano comestible es subterráneo (raíz, bulbo o tubérculo), con el fin de que ocupen más eficientemente el espacio y dispongan de suficientes nutrientes para su crecimiento. Bajo el suelo: Zanahoria. betarraga. rabanito, cebolla, ajo, puerro. Sobre el suelo: Acelga, cilantro, perejil, lechuga, repollo, cale.

3. Velocidad de crecimiento.

Las hortalizas más rápidas serán cosechadas primero dejando espacio para aquellas más lentas y de mayor tamaño. Rápidas: Rabanito, cilantro, perejil. Intermedias: Lechuga, betarraga. Lentas: Repollo, tomate, ají, pimentón, acelga, brócoli, coliflor.

4. Diversificación de especies hortícolas.

Combinar plantas de diferentes familias y así evitar la trasmisión de enfermedades o plagas entre ellas. Una vez cosechadas las plantas, no establecer plantas de la misma especie o familia en el mismo lugar, para evitar trasmisión de enfermedades y plagas. Aliáceas: Cebolla, ajo, chalo ta, puerro, ciboulette, espárrago. Amarantáceas: Acelga, betarraga, espinaca. Compuestas: Lechuga, alcachofa. Crucíferas: Repollo. coliflor, repollito de Bruselas, brócoli, cale, rabanito. Cucurbitáceas: Zapallo, zapallo italiano, melón, sandía. Fabáceas: Arvejas, habas, porotos (lentejas, garbanzos, lupino). Lamiáceas: Orégano, albahaca. Solanáceas: Tomate. ají. pimentón. berenjena. papa. Umbelíferas: Perejil, apio, cilantro, zanahoria. 

5. Demanda de la especie hortícola.

Producir hortalizas con interés comercial o que son consumidas frecuentemente por la familia.

6. Relación entre las plantas.

Es fundamental saber cuáles especies se benefician al ser establecidas en hileras vecinas, o intercaladas en la misma hilera, ya que hay algunas que son compañeras (se benefician mutuamente), son indiferentes o tienen una relación desfavorable.

 

Recomendaciones finales

  • Para aprovechar mejor el espacio, las plantas se pueden poner en tresbolillo o intercaladas. logrando mayor diversidad.
  • Al regar la cama alta evite mojar el follaje, hágalo con poco caudal para evitar la destrucción de la cama. Es muy recomendable poner una tabla por cada lado de la cama, que permita mantener su forma y retener el agua que escurre.

Fuente: www.inia.cl

Foto de portada: instintoyconciencia.files.wordpress.com

www.portalfruticola.com