Argentina: Por la ola de frío, se dispararon los precios de las frutas y verduras - PortalFruticola.com

Argentina: Por la ola de frío, se dispararon los precios de las frutas y verduras

Argentina
Argentina: Por la ola de frío, se dispararon los precios de las frutas y verduras

Los aumentos ya llegaron al Mercado Central y se trasladarán a los comercios en los próximos días.

Las heladas y la nieve amenazan con convertirse en el nuevo motor de la inflación. Para los próximos días se esperan fuertes subas en los precios de frutas, hortalizas y verduras como consecuencia de las pérdidas provocadas por el mal tiempo, en especial en el norte del país.

Los primeros aumentos ya empezaron a llegar al Mercado Central de Buenos Aires e inevitablemente se trasladarán en el corto plazo a los comercios minoristas. De esta manera, los consumidores porteños pasarán a tener los mismos problemas que ya enfrentan los hogares de muchas ciudades del interior, donde en esta semana se registraron subas de hasta el 90%, debido a la fuerte volatilidad que tradicionalmente muestran las categorías de frutas y verduras.

"Para los próximos días se espera que lleguen los aumentos provocados por las heladas. Las peores perspectivas las presentan las hortalizas de hoja y algunos productos como tomates, pimientos, zapallitos, choclos y berenjenas", admitieron en el Mercado Central.

Hasta el momento, las zonas más perjudicadas por el clima fueron las provincias de Salta y Jujuy, donde las heladas y las tormentas de nieve afectaron los cultivos de tomates, papas, zapallitos y pimientos. Según denunciaron los productores del este de Jujuy, las pérdidas en la producción de tomate superarían el 40% de la cosecha. En Santiago del Estero, el mayor impacto lo sufrió la producción de cebollas -de acuerdo con las estimaciones iniciales, las mermas rondan entre el 20 y 40% de la producción-, aunque también hubo problemas con la lechuga y los choclos.

En el caso de las frutas, los más afectados fueron los productores de limones y el efecto de las heladas no sólo se sentirá en los precios locales, sino también en la balanza comercial, ya que gran parte de la producción citrícola tucumana se destina a la exportación. En cuanto a los arándanos, los productores se quejan de que las bajas temperaturas de los últimos días ya trajeron la pérdida de las llamadas primicias, que son las primeras partidas de producción.

Ante las malas noticias que llegan del Norte, en el Mercado Central explican que la demora de los aumentos se explica no sólo por los plazos normales que demanda cualquier cambio en la oferta en impactar los precios, sino también por el efecto de las vacaciones de invierno, que tradicionalmente implican una baja en las ventas. Sin embargo, en el mercado concentrador advierten que los aumentos se precipitarán en los próximos días, en especial si persiste el mal clima en las provincias del Norte.

Antecedentes

El último antecedente de un fuerte salto en los precios de los alimentos se registró a principio de año, cuando se disparó la carne vacuna. En este caso, el aumento fue acompañado por una marcada baja en la demanda, lo que deja en claro que los consumidores no están dispuestos a convalidar cualquier suba.

"Las subas de precios son relativamente comunes para esta época del año, lo excepcional de esta vez es que las heladas fueron más fuertes, con lo cual los aumentos pueden ser muy pronunciados durante las próximas semanas, como de hecho sucedió en el invierno de 2007", explica Marina Dal Poggetto, economista del estudio Bein.

Los aumentos en las frutas y las verduras tendrán además un impacto directo en el índice de inflación. Más allá de que las estadísticas del Indec continúan muy cuestionadas, se descuenta que el organismo oficial tendrá que reflejar, aunque sea parcialmente, estas subas. Históricamente, la categoría verduras tenía un peso del 2,14% en el Indice de Precios al Consumidor (IPC) y las frutas representaban otro 1,52%. Cuando, hace dos años, la canasta fue reformulada por la intervención en el Indec que impuso el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, la ponderación de las frutas se redujo al 1,35% -con una pérdida de 17 centésimas de punto- y la de las verduras aumentó al 2,59 por ciento (+0,45%).

El otro gran cambio en la medición oficial fue la introducción de un sistema de ponderables móviles, por el cual un mismo producto no tiene el mismo peso a lo largo de todo el año. Por ejemplo, la lechuga representa el 0,183% del índice total en enero, mientras que en junio baja al 0,176%, en tanto que la incidencia del tomate redondo aumenta en el mismo período del 0,288 al 0,332%. Con este esquema, lo que busca el Indec es morigerar el impacto en el índice final de los aumentos de precios por factores estacionales, como los que se esperan precisamente para los próximos días en el caso de las hortalizas.

SUBAS EN LA HUERTA

Volatilidad: tradicionalmente, las frutas y verduras muestran grandes variaciones en sus precios como consecuencia de factores estacionales. Este invierno, el efecto se potenció por las fuertes heladas que se registraron en el norte del país.

Producción en baja: los problemas climáticos afectaron a una larga lista de productos, desde las hortalizas de hoja hasta tomates, pasando por limones, choclos, pimientos, zapallitos y papas.

Plazos : los problemas en la oferta ya provocaron aumentos en el Mercado Central y, en los próximos días, se espera que las subas lleguen a los comercios minoristas porteños.

Ponderación : los aumentos tendrán un impacto directo en la inflación. De acuerdo con la nueva canasta del Indec, las categorías frutas y verduras juntas representan casi el 4% del índice de precios al consumidor.

Fuente: Portfolio Personal

23.julio.2010 - Portal Frutícola

Suscríbete a nuestro Newsletter