Ampliando los horizontes de la quinua -

Ampliando los horizontes de la quinua

El año 2013 fue declarado por la Organización de las Naciones Unidas como el "Año Internacional de la Quinua", alimento que puede desempeñar un papel importante en la erradicación del hambre, la desnutrición y la pobreza. Lleno de nutrientes, fue uno de los principales alimentos de los pueblos andinos preincaicos. Tradicionalmente sus granos se tuestan y pueden ser usados en sopas, pastas e incluso en la elaboración de cerveza o chicha.

Foto: Emily Barney, via Flickr Creative Commons

Foto: Emily Barney, via Flickr Creative Commons

Actualmente, la quinua también tiene un papel destacado en la industria gourmet, pero su uso incluso se ha extendido al área farmacéutica e industrial. Pero, ¿puede la quinua conquistar el mundo? Científicos en el Instituto de Investigación Wageningen UR en los Países Bajos sin duda buscan dar el punta pie inicial, desarrollando nuevas variedades y trabajando en colaboración con terceros para cultivar el producto en Europa.

En un intento por producirla en zonas no andinas, desde hace varios años que los científicos del Wageningen UR vienen investigando formas para cultivarla en el noroeste de Europa. Tarea que no ha sido fácil. 

El Dr. Robert van Loo y su equipo de investigadores trabajaron en el desarrollo de nuevas variedades entre 2003 y 2007.  Utilizando métodos de cruzamiento clásico buscaban encontrar variantes que fueran menos sensibles a la longitud del día y estuvieran libres de saponina.

Desde entonces se han desarrollado tres nuevas variedades, las cuales han sido cultivadas por la compañía francesa AbbottAgra, la cual reconoció los méritos de producir quinua europea y obtuvo la licencia para iniciar su cultivo.

“Este año 1.000 hectáreas fueron plantadas en Francia. En los Países Bajos AbbottAgro tiene un acuerdo con Dutch Quinua Group  para crear una cadena de producción en los Países Bajos", dijo van Loo a Portalfruticola.com.

Alrededor del 88% de la quinua a nivel mundial todavía se cultiva en América del Sur, pero con Europa encontrando nuevas maneras para entrar en el mercado, una "explosión" de la quinua es una posibilidad real.

"He escuchado que todavía hay una escasez de quinua Sudamericana y los precios son ridículamente altos, y eso realmente obstaculizaría el desarrollo de la demanda de los consumidores", dijo van Loo.

"La quinua europea se puede cultivar por menos, por lo que es posible tener un precio competitivo y luego, cuando el precio baja a niveles algo más normales, eso sería bueno para los consumidores que les gusta la quinua en sus dietas”, sostuvo el investigador.

“Creo que la demanda se mantendrá, porque el consumo de quinua ha ido en aumento en los últimos cinco años", agregó.

Para van Loo, que la quinua sea considerada la última tendencia en alimentos en algunas partes del mundo es un riesgo. Sin embargo considera que el alimento cuenta con una tradición y las variedades se han posicionado en el mercado al lado de productos como el cuscús, el arroz basmati o incluso las lentejas.

“Definitivamente hay un lugar para la quinua y no sólo como un producto de nicho", indicó.

La creación de nuevas variedades 

Junto con las nuevas variedades también se está trabajando en la posibilidad de contar con un producto de mayor rendimiento y con granos de mayor tamaño.

"También hay demanda por quinua de color en el mercado, así que nos estamos enfocando en un grano de color rojo oscuro, como las variantes de América del Sur”, dijo el investigador.

"La innovación que hemos hecho es realmente acerca de la sensibilidad a la duración del día. Teníamos material en los bancos de genes en los Países Bajos que se recogieron en tierras bajas de Chile, donde la duración del día es diferente, y que cruzamos con un material que no contiene saponinas en la capa externa donde usted tiene componentes amargos”.

"Hicimos esa combinación y eso se convirtió en el punto de partida para el desarrollo de nuevas variedades”, puntualizó van Loo.

Parte del trabajo de Wageningen UR se centra en el aprovechamiento de la capacidad de la quinua para prosperar en los suelos salinos de Chile, China y Vietnam, y se ha presentado una propuesta para producirla en estos lugares, como parte del "Securing Water for Food Programme: A Grand Challenge for Development", iniciativa que busca dar y acelerar iniciativas que permiten producir más alimentos con menos agua o hacer que más agua esté disponible para la producción, procesamiento y distribución de alimentos.

"Esto demuestra que no sólo estamos apostando por un cultivo europeo de la quinua. También queremos ver qué oportunidades existen para cultivarla en zonas delta del mundo donde las personas están luchando con suelos salinos".

El cultivo también podría introducirse como sustituto o alternativa al arroz en algunos lugares como Vietnam, dijo van Loo.

"La quinua puede ser un complemento muy interesante a la dieta en Vietnam, que tiene el mayor consumo de arroz en el mundo. Es una buena cosecha [el arroz] para todo el mundo pero es una dieta unidimensional, así que no es muy diversa”.

"El consumo de carbohidratos es alto, pero la proteína en la dieta es baja y la quinua puede ser una adición saludable o sustituto".

www.portalfruticola.com