Investigación: Estudian el suelo austral de la Patagonia para impulsar la sustentabilidad -

Investigación: Estudian el suelo austral de la Patagonia para impulsar la sustentabilidad

El suelo es uno de los componentes que más carbono puede almacenar. De acuerdo con especialistas, incluso, en algunos ambientes es capaz de almacenar más carbono que la parte vegetal.

“Los microorganismos son los encargados de descomponer la materia orgánica; y a su vez, son un indicador de la calidad biológica del suelo”, comentó a PortalFrutícola.com, Verónica Gargaglione, especialista del área de Investigación Forestal, Agrícola y Manejo del Agua del INTA, Argentina.

Gargaglione, junto a un equipo de investigadores de la Estación Experimental Agropecuaria Santa Cruz del INTA; en colaboración con la Universidad Nacional de la Patagonia Austral y el Conicet, están llevando a cabo un estudio para conocer los componentes del suelo patagónico y así aportar a preservar los bosques nativos.

La investigadora comentó que, si se conoce la dinámica de los microorganismos en el suelo; se puede monitorear y estar atento a los cambios que sufren según los distintos usos que se hacen en él, como, por ejemplo, para agricultura y ganadería.

“De esta manera podemos chequear si el ambiente se encuentra estable, o si, por el contrario, se está degradando”, explicó la investigadora.

Gargaglione agregó que “aprender sobre los organismos microscópicos del suelo es fundamental por el rol que cumplen en todos los ecosistemas terrestres; debido a que –entre otras cosas– realizan la descomposición de la materia orgánica”.

En el proceso de descomposición pueden influir numerosos factores, como la temperatura y humedad del ambiente; la constitución de la comunidad microbiana y la cantidad y calidad del recurso a degradar.

“Este proceso silencioso, que se da bajo el suelo y que solo es posible gracias a las diferentes comunidades de microorganismos que existen; es de vital importancia en todos los sistemas”, puntualizó Gargaglione.

Ello, porque la descomposición “permite que los residuos muertos de plantas y animales sean degradados, convertidos en nutrientes; y puedan ser nuevamente aprovechados por las plantas”.

Investigación de suelo

Gargaglione es pionera en el estudio de los microorganismos que interactúan en el suelo del bosque de ñire en el sur de la Patagonia de Argentina.

Los microorganismos del suelo son considerados un indicador sensible ante cambios en la fertilidad del suelo. Por esto, es importante monitorearlos para detectar a tiempo cambios que indiquen una degradación en el ecosistema.

En ese sentido, en el estudio que realizaron en tres estancias del Sur de la Provincia de Santa Cruz, durante dos años consecutivos, los investigadores descubrieron que el uso silvopastoril del bosque de ñire no afectó significativamente a los microorganismos del suelo.

“Sin embargo, sí se observó que el bosque con uso ganadero presentó un poco menos de biomasa microbiana en comparación al bosque primario (sin uso). Esto indica que es importante seguir monitoreando qué sucede con los microorganismos del suelo a lo largo del tiempo”, explicó Gargaglione.

Actualmente, el estudio se encuentra avanzado y se han tomado todos los datos a campo. Asimismo, según Gargaglione, ya se hicieron los análisis estadísticos y se escribieron los resultados, que serían publicados en la revista internacional Austral Ecology.

“Este es el primer estudio de microorganismos del suelo que se hace en un sitio tan austral de la Argentina, existen otros estudios en Patagonia Norte, pero lo que es el extremo sur, estos son los primeros datos de este tipo. Estudiar cómo es la dinámica de los microorganismos en los bosques del extremo sur es sumamente importante a fin de conocer el ciclo del carbono en estos ambientes y sus cambios ante el uso que hacemos de los mismos”, concluyó.