Estudio: Avispa parásita podría ayudar a controlar plagas sin químicos -

Estudio: Avispa parásita podría ayudar a controlar plagas sin químicos

Investigadores del centro John Innes, en el Reino Unido, descubrieron una especie de avispa parásita que podría proporcionar a los productores una vía libre de químicos para para controlar importantes plagas.

De acuerdo con la información entregada por el centro John Innes; los investigadores hicieron el descubrimiento cuando las avispas aparecieron misteriosamente en colonias de escarabajos de la pulga del tallo de la col (CSFB); que estaban estudiando para evaluar las preferencias de alimentación en la colza.

Las avispas aparecieron a pesar de que los escarabajos estaban confinados a plantas de colza en macetas dentro de bolsas microperforadas.

Una exploración posterior reveló que las colonias, de alrededor de 3000 escarabajos recolectados de tres sitios alrededor de Norfolk; habían sido infectadas por una avispa parásita que deposita huevos dentro del cuerpo del escarabajo.

Tipo de avispa e investigación

La secuenciación genética y las investigaciones realizadas por el Museo de Historia Natural de Reino Unido y de Suecia identificaron a la avispa como una especie oscura llamada Microctonus brassicae, que se informó por primera vez en 2008; sin más identificaciones hasta ahora.

El estudio, realizado por investigadores del Centro John Innes, es la primera descripción publicada en inglés de este parasitoide del CSFB adulto.

Los experimentos mostraron que, en condiciones controladas, la presencia de avispas en cantidades suficientes condujo al colapso de las colonias de CSFB.

La importancia, según el centro, es que el escarabajo es una gran amenaza para la colza, particularmente la cosecha de invierno, en todo el Reino Unido y Europa. Causa un daño característico conocido como "agujereado" en las hojas, lo que a menudo resulta en un fracaso del cultivo o un mal establecimiento del cultivo.

"El escarabajo se ha convertido en una plaga prominente en el Reino Unido, particularmente en East Anglia, y en los condados circundantes tras la prohibición europea del uso de tratamiento con semillas neonicotinoides en cultivos con flores", dicen desde el centro.

Biocontrol

El uso de insectos beneficiosos para el biocontrol se ha investigado en el pasado con cinco especies de avispas parasitoides que se dirigen a CSFB. Pero estos han demostrado una eficacia limitada y han resultado ser económicamente innecesarios mientras se usaban los pesticidas ahora prohibidos.

Bajo cautiverio en este estudio, la tasa de parasitismo de M. brassicae fue superior al 44%. La investigación sugiere que la avispa puede tener el potencial de generar efectos positivos en condiciones de campo.

"Algo que inicialmente fue muy molesto y que condujo al colapso de nuestras colonias de investigación resultó ser afortunado", dijo la autora principal,  Dra. Rachel Wells, del Centro John Innes. "Ofrece la posibilidad de utilizar avispas parasitoides como biocontroles para los agricultores y productores de colza y hortalizas de brassica contra el escarabajo de la pulga del tallo de la col como parte de un enfoque de manejo integrado de plagas".

Lee el estudio completo aquí.