Investigadores chilenos trabajan en una alternativa para evitar pérdida del potencial productivo en carozos -

Investigadores chilenos trabajan en una alternativa para evitar pérdida del potencial productivo en carozos

Investigadores de INIA-La Platina, en el Laboratorio de Nematología Agrícola, están desarrollando alternativas para el manejo de nemátodos fitoparásitos, especialmente, los llamados agalladores presentes en la zona central de Chile y que podrían llegar a ocasionar pérdidas de un 15% en los frutales de carozo.

El proyecto, que se enmarca dentro de una de las líneas de investigación que mantiene el Laboratorio de Nematología Agrícola de INIA La-Platina; apunta a la búsqueda de resistencia natural en cultivos agrícolas a tales nemátodos fitoparásitos; y un trabajo especial con la identificación de los agalladores (Meloidogyne spp).

Lo interesante de la iniciativa es que ha tenido resultados bastante prometedores para la industria; ya que se identificó a un grupo de portainjertos que presentó inmunidad frente a los nemátodos agalladores de mayor virulencia identificados en Chile.

Esto sería bastante relevante, ya que permitiría el desarrollo de una alternativa amigable con el medio ambiente y la vida humana.

El investigador de INIA-La Platina, Pablo Meza, puntualizó a PortalFrutícola.com que esta alternativa “reduciría el uso de nematicidas; los que generalmente poseen una alta toxicidad y pueden ser dañinos para la salud humana y el medio ambiente”.

Investigación y resultados

En las etapas iniciales de este proyecto se logró identificar las especies de nemátodos agalladores que están presentes en la zona central de Chile.

La mayor prevalencia fue la de Meloidogyne ethiopica, la que parasita diversos cultivos. “La presencia de esta particular especie en nuestro país, nos pone en una situación compleja y particular; ya que variedades de uso agrícola desarrolladas en otras latitudes;y descritas como resistentes a nemátodos agalladores, no necesariamente lo serán frente a ella”, explicó Pablo Meza.

El investigador agregó que “la importación de nuevo material vegetal al país; o el desarrollo de nuevas variedades en forma local deberán, necesariamente, considerar su chequeo frente a esta especie de nemátodo agallador”.

No obstante, la buena noticia para esta investigación es que parte importante de los portainjertos de frutales de carozo, evaluados en el laboratorio de Nematología de INIA-La Platina; han mostrado una muy buena respuesta frente a los nemátodos identificados.

“Siendo los portainjertos Marianna 2624, CAB 6P, Gisela-6, Piku-1, Piku-4, Rootpac-R y Rootpac-20, clasificados como inmunes frente a estas poblaciones”, explicó Meza.

Lo anterior, para Meza, es “una muy buena noticia para los productores y, además, sugiere que estos materiales podrían ser utilizados como fuente de resistencia en programas de mejoramiento genético”.

Sin embargo, el investigador también recomienda seguir evaluándolos frente a otros aislados de nemátodos agalladores y a otras especies de nemátodos fitoparásitos.

Actualmente, el proyecto, financiado por CONICYT, finalizó. Sin embargo, se continúa con la evaluación de materiales vegetales frente a nemátodos fitoparásitos.

“Actualmente estamos estudiando la respuesta de algunos portainjertos de vid frente a nemátodos fitoparásitos y paralelamente, se continúa con la identificación de nuevas poblaciones de nemátodos agalladores”, explico Meza.

En definitiva, según Meza, los principales resultados que se esperan con el desarrollo de este tipo de línea de investigación, se pueden resumir en “la identificación de cultivos de uso agrícola resistentes a nemátodos fitoparásitos; para que sean una alternativa segura, útil y confiable que los productores puedan incorporar en sus esquemas de manejo integrado de estos fitoparásitos“.

Por otro lado, Meza recalcó que, lamentablemente, las investigaciones en Nematología Agrícola en Chile son muy limitadas “con muy pocos grupos de investigación trabajando en el desarrollo de esta ciencia”.

“Esta situación contrasta con la enorme preocupación de los productores, especialmente pequeños y medianos, por los problemas que les ocasionan los nemátodos fitoparásitos. El desconocimiento de aspectos biológicos básicos de estos microorganismos, ha significado que se realicen malas prácticas de manejo o que se facilite la dispersión de algunos géneros de relevancia económica en el país”, explicó.

Finalmente agregó que existe una enorme deficiencia en aspectos científicos básicos relacionados con estos fitoparásitos.

Nemátodos Agalladores

De acuerdo con la información entregada por el INIA, los nemátodos del género Meloidogyne son conocidos comúnmente como nemátodos agalladores, porque inducen la formación de agallas o nódulos en las raíces de los frutales hospederos.

El agallamiento del sistema radicular puede ocasionar amarilleo de hojas, a veces acompañado de marchitez. Asimismo, altos niveles de ataque pueden provocar falta de vigor, enanismo y limitar considerablemente la producción.

Cabe destacar que en este proyecto trabajó personal técnico y de apoyo de INIA y también colaboró el investigador de INRA-Francia, el profesor Daniel Esmenjaud, quien tiene una importante trayectoria en el estudio de la interacción entre nemátodos agalladores y frutales de carozo.

Foto: INIA Chile

Este contenido es exclusivo de Portalfruticola.com, si desea reproducirlo en otro medio, debe nombrar a la fuente y vincularlo al contenido original.