Reportaje: Asociación de productores costarricenses acusan a exportador de piña de fraude orgánico -

Reportaje: Asociación de productores costarricenses acusan a exportador de piña de fraude orgánico

Reportaje: Asociación de productores costarricenses acusan a exportador de piña de fraude orgánico

Actualización: Desde que se publicó este artículo, hemos sido notificados que sólo la certificación orgánica de una de las empresas del Grupo Valle Verde fue suspendida. Humberto González también ha aclarado la naturaleza de la CNNAO y ha negado los alegatos formulados contra él. La siguiente historia ha sido modificada en consecuencia.

Los miembros de la industria de la piña de Costa Rica han estado en desacuerdo entre sí en una larga disputa sobre un supuesto fraude orgánico, con representantes de una asociación de productores acusando a un exportador de "deliberadamente mal etiquetar sus productos" bajo esta condición.

La Cámara Nacional de Agricultura Orgánica (Canagro) alega que la empresa Congelados y Jugos del Valle Verde S.A., con sede en San Carlos, ha vendido piña congelada etiquetada como orgánica en los Estados Unidos cuando realmente es convencional.

Una investigación del Grupo Valle Verde -constituida por Congelados y Jugos del Valle Verde, Del Valle Verde Corp y LyL Proyecto MMV- por el Servicio Fitosanitario del Estado (SFE) de Costa Rica encontró irregularidades en la empresa y dio lugar a la suspensión del certificado del operador orgánicos de Congelados en junio de 2016. La restricción fue levantada en diciembre.

Sin embargo, los representantes de Canagro alegan que hay "serias inconsistencias" en la resolución que levantó la suspensión, y alegan que el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) está abriendo una nueva investigación sobre las compañías.

Canagro también dice que las acciones de las compañías perjudican la reputación internacional de toda la industria de productos orgánicos de Costa Rica y deben ser denunciadas.

Un representante de Congelados y Jugos del Valle Verde S. A. y sus afiliados ha negado cualquier irregularidad y alega que las quejas contra el grupo están motivadas por intereses económicos.

Volviendo al principio

En declaraciones a Portalfruticola.com, el vicepresidente de Canagro, Olman Briceño, dijo que la disputa surgió luego de que una delegación costarricense se reunió con representantes del Programa Orgánico Nacional (NOP) en octubre de 2015, en medio de propuestas para enmendar la lista de sustancias permitidas.

Dijo que los productores orgánicos costarricenses decidieron entonces crear a Canagro para tener a una organización que representara los intereses del sector. En total, sus miembros cubren el 95% de la producción nacional de piña, según el director ejecutivo de la entidad, Oscar Salas Porras.

Documentos del Registro Nacional de Costa Rica muestran que el proceso de inscripción para la asociación de piña fue hecho en marzo de 2016. Cuatro meses más tarde, en julio de 2016, Ronald Segura, dueño de la empresa matriz de Del Valle Verde, Costa de Oro, entregó documentos al Registro para establecer una empresa privada con nombre similar - Centro de Acopio Nal de Agricultores Orgánicos Canagro.

Segura nos dijo que no había cometido ningún delito, ya que la asociación Canagro no estaba legalmente establecida hasta 2017. Sin embargo, Briceño y Salas afirman el proceso para establecer una asociación nacional lleva meses, mientras que para una empresa privada sólo es cuestión de días.

De todos modos, Briceño y Salas afirman que se dieron cuenta de que había volúmenes "inesperados" de piñas orgánicas de Costa Rica en el mercado internacional, alegando que podían remontarse al Grupo Valle Verde.

"Costa Rica es un país muy pequeño, así que todo el mundo se conoce, los agricultores comenzaron a mirar los volúmenes inesperados que salían de Costa Rica y empezaron a preguntar" ¿De dónde viene todo esto? ". Así que seguimos las huellas ", dijo Briceño, quien también es el gerente de desarrollo de negocios de la exportadora de frutas tropicales La Paz.

Briceño afirma que las compañías en cuestión nunca habían estado involucradas en la producción orgánica, y empezó a vender productos orgánicos sospechosamente rápido.

"Todo el mundo sabía que" Grupo Valle Verde siempre había sido un productor de piña convencional, alega, pero "repentinamente" unas 100 hectáreas habían sido certificadas. "¿De dónde ?, nadie sabe", dice.

"Todo esto fue debidamente documentado por el Ministerio de Agricultura".

Investigación inicial y suspensión

Una denuncia presentada por Canagro condujo a una investigación del Grupo Valle Verde por el Servicio Fitosanitario Estatal de Costa Rica (SFE), dirigida por el entonces director ejecutivo de la organización, Francisco Dall'Anese. Cabe señalar que los documentos de la Corte Suprema de Justicia de Costa Rica mencionan los esfuerzos infructuosos realizados por otro ejecutivo de Del Valle Verde, Luis Barrantes, para bloquear la investigación.

En el informe de abril, que fue revisado por Portalfruticola.com, el autor destaca numerosos temas relacionados con la forma en que se otorgó la certificación orgánica y cómo se manejaban las granjas.

Por otra parte, Segura nos envió una copia de una carta de noviembre de 2016 dirigida al MAG, firmada por los jefes de otra organización orgánica, la Comisión Nacional de Actividad Agrícola Orgánica (CNNAO), denunciando que Briceño supuestamente asistió a reuniones de alto nivel como parte de la organización a pesar de no ser miembro.

Briceño, sin embargo, lo niega y afirma que Humberto González, uno de los firmantes de esa carta, ha estado involucrado con el auditor Primus Labs y supuestamente estuvo involucrado en el proceso de certificación de Grupo Valle Verde.

Desde entonces, González nos ha contactado negando cualquier falta o participación en el caso.

El gerente general de Grupo Valle Verde, Andrés Di Palma, niega que el informe de la SFE sea exacto, diciendo que las tierras agrícolas orgánicas han sido certificadas por la Agencia de Certificación y Registro de Agricultura Orgánica (ARAO) de la SFE.

"Este caballero, Francisco Dall'Anese, a quien tengo un tremendo respeto, presentó un informe ... y proporciona evidencia de algo que no tiene conocimiento", dijo, añadiendo que la decisión de suspender la certificación orgánica "no tenía fundamentos" Y "nunca fue objetiva".

En una carta de los abogados de Segura al Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA), critican el "aparente intento de los competidores de Costa de Oro, con la ayuda de algunos funcionarios del gobierno costarricense, de sabotear las relaciones comerciales y las certificaciones orgánicas" de su cliente y las empresas de Valle Verde.

Añaden que "mientras los esfuerzos de estos conspiradores inicialmente dieron lugar a la suspensión", una "investigación detallada" por MAG concluyó que el informe inicial que llevó a la restricción "no fue apoyado por pruebas".

Di Palma también afirma que los volúmenes de piña orgánica vendidos por las empresas involucradas a finales de 2015, provienen casi exclusivamente de tierras de producción que la compañía había comprado recientemente y sobre las cuales no se habían cultivado previamente.

Además, alega que la cantidad de piña orgánica vendida en el mercado internacional durante ese período fue un puñado de contenedores al mes - "nada extremo".

"Mucho de lo que se cosechó, prácticamente todo lo que se cosechó al principio, era de estas tierras vírgenes. De hecho, las tierras de transición no estuvieron en producción hasta este año - no estaban produciendo en 2015", dijo.

Di Palma admite que un contenedor de piña congelada fue enviado al mercado estadounidense mientras la suspensión estaba en vigor desde junio hasta diciembre del año pasado, pero afirma que sólo las ventas a los mercados doméstico y europeo estaban prohibidas por la ley costarricense y la restricción no se aplicaba a los Estados Unidos.

También afirma que nunca fue informado oficialmente de las conclusiones del informe y no se le dieron los 90 días requeridos para remediar cualquier problema antes de recibir una suspensión.

Los representantes de Canagro no están de acuerdo con que las compañías todavía puedan legalmente vender piña orgánica en los Estados Unidos y afirman que el número de contenedores exportados durante ese período fue mucho mayor.

"Serias inconsistencias"

Una nueva resolución de MAG luego levantó la suspensión en diciembre de 2016 - controversialmente para muchos - pero Salas y Briceño afirman que había serios errores que llevaron a esa decisión.

"En CANAGRO recibimos una copia certificada de la resolución DSFE 22-2016, así como de todo el expediente administrativo de esa investigación. Luego de evaluar ese material, hemos llegado a la conclusión de que en ese expediente existen graves inconsistencias y nulidades por lo que esta Asociación está tomando ya las medidas necesarias para instaurar los procesos judiciales que corresponden, a efecto de que se declaren esas nulidades y también se asienten las responsabilidades administrativas, civiles y penales del caso", dijo Salas.

Agregó que los jefes de Canagro se habían reunido con el ministro de Agricultura, Luis Felipe Arauz Cavallini, y la viceministra de Agricultura, Ivannia Quesada Villalobos, el 5 de enero de 2017. En esta reunión, dice que fue informado que la SFE había realizado una investigación preliminar muy profunda, detallada y bien documentada de aparentes irregularidades en la operación orgánica de empresas del Grupo Valle Verde.

"De acuerdo con lo que nos manifestaron el Sr. Ministro y la Sra. Vice Ministra, como producto de esa investigación preliminar se estará abriendo (o podría estar ya abierto) un nuevo procedimiento de investigación administrativa contra esas empresas".

Di Palma afirma que no tiene conocimiento de ninguna investigación de este tipo.

*Al momento de redactar esta nota, el ministro no había respondido a la solicitud de entrevista.

"Todo nuestro programa de agricultura orgánica se pondría en peligro"

Di Palma también alega que la queja inicial fue hecha a la SFE por los miembros de Canagro en un esfuerzo por promover sus propios intereses económicos y comerciales.

"Canagro está formado por miembros que son nuestra competencia", dijo, cuestionando por qué el Grupo Valle Verde no fue invitado a participar.

"Parece que esto tiene que ver más con el interés privado que con el bien de la agricultura orgánica en el país".

Briceño, sin embargo, niega firmemente esa acusación, diciendo que "no es justo para los agricultores orgánicos legítimos y obviamente para nuestros clientes fuera del país".

"Estamos contentos de compartir lo que se está haciendo y de mostrar cómo hay situaciones que han sido manejados por los certificadores que no están alineados con la esencia y los principios de la agricultura orgánica", dijo.

www.portalfruticola.com

Este contenido es exclusivo de Portalfruticola.com, si desea reproducirlo en otro medio, debe nombrar a la fuente y vincularlo al contenido original.