Guía técnica completa para la descripción de suelos y la Tabla Munsell (Descargas)
14 Diciembre 2016

Guía para la descripción de suelos

El objetivo principal de la investigación en la ciencia del suelo es la comprensión de la naturaleza, propiedades, dinámicas y funciones del suelo como parte del paisaje y los ecosistemas. Un requerimiento básico para lograr ese objetivo, es la disponibilidad de información confiable sobre la morfología de los suelos y otras características obtenidas a través del estudio y la descripción del suelo en el campo. Es importante que la descripción del suelo sea hecha exhaustivamente; esto sirve como base para la clasificación del suelo y la evaluación del sitio, así como para realizar interpretaciones sobre la génesis y funciones medioambientales del suelo. Una buena descripción de suelos y el conocimiento derivado en cuanto a la génesis del mismo, son también herramientas útiles para guiar, ayudar en la explicación y regular el costoso trabajo de laboratorio. Asimismo, puede prevenir errores en el esquema de muestreo.

Los suelos son afectados por las actividades humanas, como la industrial, la municipal y la agrícola, que a menudo resulta en la degradación del suelo y pérdida o reducción de sus funciones. Para prevenir la degradación de suelos y rehabilitar el potencial de los suelos degradados, se requiere como pre-requisito datos edáficos confiables, como insumo para el diseño de sistemas de uso de la tierra y prácticas de manejo de los suelos apropiados, así como para lograr un mejor entendimiento del medio ambiente.

Con la actual internacionalización o globalización, el uso de un lenguaje común es de vital importancia para la ciencia del suelo. La creciente necesidad de reglas y sistemas para la descripción y clasificación de suelos que sean aceptados internacionalmente, ha llevado al desarrollo de varios conceptos de clasificación de suelos.

La guía provee un procedimiento completo para la descripción del suelo y para la recolección en campo, de los datos necesarios para la clasificación del suelo de acuerdo con la segunda edición de la Base de Referencia Mundial del Recurso Suelo:

DESCARGA LA GUÍA COMPLETA DE DESCRIPCIÓN DE SUELOS

La tabla Munsell y su uso en edafología

El sistema de ordenación del color de Munsell es una forma precisa de especificar y mostrar las relaciones entre los colores. Cada color dispone de tres cualidades o atributos: tono, valor y croma o saturación. Creó unas escalas numéricas que intentaba mostrar los colores separados por espacios visualmente iguales. Eso no es muy difícil de conseguir para una gama de grises que vayan del blanco al negro. No hay más que analizar los resultados que se obtengan con un número considerable de observadores. La primera conclusión al ver los resultados es que el ojo es bastante sensible a los cambios en los grises claros y mide mal los cambios en los grises oscuros. Si se pretende que los escalones estén separados cantidades perceptualmente iguales, estos escalones no pueden estar separados por espacios matemáticamente iguales.

La Tabla de Colores Munsell provee un método simple para clasificación de suelos por determinar el color de los especímenes de suelo. El conjunto de equipo consiste de 7 tablas constantes de tono cubriendo un total de 196 colores

La Tabla Munsell usa tres elementos para realizar una notación específica de color: Matiz (composición espectral), Valor (brillo, claridad, escala entre el negro puro y el blanco puro) y Croma (profundidad o saturación del color).

El procedimiento de uso de la Tabla Munsell consiste en asociar el color de la muestra o agregado de cada horizonte a una de las celdillas de un matiz determinado. Una vez seleccionada la celdilla que contará con un valor y un croma, se identifica el nombre del color en una página opuesta, del mismo matiz, a la de las celdillas y que consigna el nombre de los colores para cada relación valor/croma.

DESCARGA LA tabla_munsell_digital

El del suelo ayuda considerablemente a identificar el de suelo en el campo o laboratorio. El color del suelo indica la oxidación o reducción química en el suelo, pasada o presente, de la piedra original debido a la erosión. El color puede oscurecerse con la materia orgánica, adquirir un color , marrón o rojo ante la presencia de óxidos férricos y puede adquirir un color negro debido al manganeso y otros óxidos. Los horizontes del suelo y subsuelos pueden ser reconocidos por las variaciones en el color.

Tono, luminosidad y saturación

La primera tabla científica de fue sugerida por el artista estadounidense Albert Henry Munsell, en su libro “A Color Notation” (“Una anotación de color”) de 1907. El sistema Munsell utiliza tonos, luminosidad y saturación para evaluar el color y puede ser aplicado de muchas formas. Los tonos hacen referencia al color espectral en cinco grupos principales (rojo, amarillo, verde, azul y violeta) y cinco subgrupos (rojo-amarillo, amarillo-verde, verde-azul, azul-violeta y violeta-rojo). La luminosidad hace referencia al grado de luz desde negro cuyo valor es cero a blanco cuyo valor es 10. La saturación hace referencia al grado de saturación del pigmento, o la intensidad de color.

Subjetividad

La subjetividad visual dificulta la tarea de comparar los colores del suelo a las muestras de color en tablas y asignar una anotación de color. El color en los suelos no se puede normalizar con facilidad y los científicos dedicados al suelo han sugerido tratamientos previos sobre las muestras del suelo para disminuir las variables dentro de las muestras. Esto incluye la quema del suelo, o creación de cenizas, para asegurar la utilización de una muestra completamente seca, evaluar las muestras seca y húmeda, evaluando solamente la fracción de arcilla por separado, o retirar materia orgánica y óxidos férricos. El uso de un espectrofotómetro electrónico para comparar la muestra de suelo con la tabla de color puede ayudar a reducir la subjetividad.

Fuente: FAO

www.portalfruticola.com

 

También podría interesarte
Comentarios