Cómo construir 7 diferentes sistemas de riego por goteo, sencillos y baratos

13 Septiembre 2017

El contenido de este artículo fue elaborador por www.tuteate.com,  www.guiadejardineria.com,  www.hogarmania.compapercreteparadise.blogspot.clwww.digebis.com, y fue revisado y reeditado por Portalfruticola.com

 

CREA UN SISTEMA DE RIEGO CASERO

1- Sistema de riego por cordón o tela de algodón:

Un método de riego casero es el del cordón o tira de tela. En este caso, una tira de tela empapada de agua sale del recipiente o botella que contiene el agua y se introduce en la tierra de la planta a regar, actuando como una “pajita para beber” para el vegetal.

2- Sistema de riego por gotero casero con tornillos

Un segundo método de riego sería el de gotero casero y consistiría en rellenar una botella con agua, cerrar bien con un tapón y aplicarle un pequeño orificio con la ayuda de una aguja. La botella se colocaría directamente boca abajo sobre la tierra de la planta, o bien colgando del revés encima de ella.

Dependiendo del tamaño del orificio las botellas se vaciarían a mayor o menor velocidad, por lo que habría que hacer un poco de pruebas para asegurarnos que no dejamos a la planta con poca agua o, por el contrario, la inundamos. Hay quien realiza el orificio con un tornillo y deja el propio tornillo como dosificador.

3- Sistema de riego por evaporación-condensación:

El tercer método de riego casero se basaría en un sistema de evaporación-condensación, también conocido como “goteo solar”. Es tan sencillo como aprovechar la mitad inferior de una botella a modo de recipiente para el agua y la mitad superior de otra botella más grande o una garrafa que le haga de cubierta o invernadero. Cuando el sol calienta el conjunto, parte del agua del recipiente se evapora y el vapor de agua al enfriarse contra las paredes de la garrafa que cubre el conjunto gotea y riega la tierra que hay debajo.

4- Cubo plástico para un sistema de riego por goteo.

Tecnología de lo más sencilla, pero muy eficaz. Vamos a ver cómo podemos transformar un cubo plástico en un sistema de riego por goteo.

Este es el material que precisamos, más o menos pues algunas piezas podemos intercambiarlas por otras similares que tengamos más a mano.

Materiales:

  • conector manguera
  • arandela metálica
  • tuerca para el conector
  • arandela de goma
  • 1 metro de manguera de vinilo
  • tornillo
  • dos tuercas de palomilla
  • dos arandelas
  • alambre grueso o una piqueta para tiendas de campaña
  • un cubo de plático

Se ha optado por usar material de latón por su duración e inalterabilidad a los elementos. Desde luego dura mucho más que el plástico. De todos modos podemos usar material similar en cualquier tipo de plástico, PVC o demás.

Hacemos un orificio del tamaño del conector para manguera en la parte baja del cubo de plástico. Podemos aprovechar cualquiera que tengamos a mano. Lo haremos a unos 3 cm sobre el fondo del cubo para poder usar la llave correspondiente para apretar bien la tuerca. No te olvides de poner la arandela metálica y la de goma por la parte exterior del conector.

Conectaremos el tubo de vinilo transparente al conector para manguera. Y ahora podemos colocar el tornillo con las palomillas en el otro extremo de la manguera. Su cometido será poder graduar la cantidad de agua que ha de salir. No es imprescindible y podemos sustituirlo por una pinza o similar.

Colocaremos el cubo en el lugar indicado, donde queremos regar. Es conveniente poner el cubo de plástico sobre otro o sobre cualquier objeto sólido que permita tenerlo un poco en alto. Así disfrutaremos de mayor presión de agua. Una vez tengamos el punto donde queremos que se realice el riego clavaremos la piqueta y colocaremos el extremo de la manguera. Ya sólo nos queda llenar el cubo, graduar el tornillo y a regar. Con un poco de práctica sabremos cuanto nos dura un cubo de agua y podemos preparar los que precisemos para asegurar el riego de nuestras plantas.

5- Riego por goteo por estacas o membranas

Paso 1
Como depósito de agua podremos utilizar cualquier botella de plástico que contenga entre medio litro y dos litros de agua. Lo primero que tendremos que hacer es cortar la parte inferior de la misma con la ayuda de un cortante.

Paso 2
A continuación, introducimos la estaca en el cuello de la botella y regulamos el gotero, según la planta a regar, girando la parte superior del accesorio hasta situar la flecha delante del número de caudal deseado.

Paso 3
Una vez que hayamos clavado la estaca y el gotero en la tierra, junto a la planta, llenamos la botella de agua.

Paso 4
Siguiendo el mismo procedimiento, colocamos todas las unidades de riego por goteo que necesitemos.

Paso 5
A partir de ahora, ya no tendremos que preocuparnos de las plantas, en nuestras ausencias. Este sistema se ocupará de regarlas, gota a gota, durante varios días.

6. Sistema de riego por barril y laterales de PVC

7. Sistema de riego por goteo con membranas y caudales regulables

Un riego por goteo con diferentes caudales para que se adapten a tus plantas.

Vacaciones, viajes de trabajo, fines de semana. Durante el año, es frecuente que muchos nos ausentemos de casa durante algunos días por diferentes motivos. Para todos aquellos que deseen mantener en óptimas condiciones las plantas de interior y exterior durante el tiempo que no están, el único que permite regular el caudal del agua para suministrar la cantidad justa que necesita cada tipo de planta. Se acabaron las inundaciones y las plantas encharcadas, ya que este sistema de riego suministra el caudal necesario adaptándose a la perfección a las necesidades de las plantas.

Gracias a este sistema de riego gota a gota, las plantas estarán en las mismas condiciones que antes de nuestra ausencia. Este sencillo método de riego no necesita electricidad, tan sólo es necesario adaptar el gotero a una botella estándar y clavarlo en la tierra de la maceta o jardinera. El gotero puede regularse hasta en 11 caudales distintos para proporcionar el agua que necesita cada planta, en función de su tamaño y necesidades. De esta manera, se puede disfrutar de hasta 60 días de riego -dependiendo del caudal elegido-.

Como depósito de agua podremos utilizar una amplia gama de botellas de plástico que nos ofrece el mercado. Muy sencillo y ecológico.

 

Ventajas del sistema

· Plena adaptación a las necesidades de cada planta y especie.
· Sin problemas de plantas encharcadas.
· Ahorro de agua. No se desperdicia ni una gota.
· Cuidado del medioambiente: Sin gasto energético ni pérdidas de caudal de agua.
Plantas cuidadas y nutridas hasta 2 meses de ausencia.
· Diseño que pasa desapercibido y permite guardarlo y almacenarlo en un espacio pequeño.
· Perfecto para todo tipo de plantas y para horticultura.
· Diseñado y fabricado por un experto en jardinería y paisajismo.

Fuente: www.tuteate.comwww.guiadejardineria.comwww.hogarmania.compapercreteparadise.blogspot.clwww.digebis.com

www.portalfruticola.com

También podría interesarte
Comentarios
0 Commentarios

Deja un comentario