Tiempos turbulentos en el mercado de la manzana

27 Noviembre 2014

El mercado internacional de la manzana está cambiando. La disminución en el consumo de la fruta en Europa y el embargo de Rusia están cambiando los flujos del mercado. Junto con esto, nuevos mercados se están convirtiendo en el foco de atención para los países europeos. 

Archivo / Foto: Shutterstock.com

Archivo / Foto: Shutterstock.com

Estas fueron algunas de las conclusiones en Interpoma 2014, feria internacional para el cultivo, almacenamiento y comercialización de manzana que tuvo lugar en Italia la semana pasada.

Actualmente, entre 10 a 12 millones de toneladas de manzanas se cultivan en Europa cada año, tendencia que va en aumento. En particular, en el este de Europa, el volumen de producción seguirá creciendo, a pesar que el consumo de la fruta sigue disminuyendo.

De acuerdo a Hewig Schwartau, de Agrarmarkt Informationsgesellschaft los mercados europeos están saturados, mientras las fronteras de Rusia están cerradas a la fruta proveniente de Europa.

“Tenemos que salir de Europa”, dijo Schwartau.

A raíz de lo anterior, los flujos del mercado mostrarán una tendencia hacia el sur, al norte de África, Medio Oriente y Asia. Sin embargo, Schwartau percibe un potencial adicional para las variedades Club en los mercados europeos clásicos.

Por su parte, Gottfried Tappeiner, profesor en la Universidad de Innsbruck recomendó a los especialistas en marketing centrarse en los patrones de consumo.

Para él, el mensaje es claro: “las manzanas deben reemplazar a productos que no sean de manzana”. Esto, debido a que la fruta compite con otros snacks, por lo tanto es necesario crear una mayor conciencia de la fruta entre los consumidores.

EE.UU. 

Steve Lutz de CMI habló sobre los desafíos que enfrenta la manzana en este mercado, donde la agricultura en torno a la fruta ha experimentado profundos cambios.

Por un lado, el número de productores dedicado a la producción de la fruta ha caído sensiblemente desde 1997 y la superficie cultivada se ha reducido en una cuarta parte. Por el otro, los volúmenes de producción siguen siendo los mismos.

Tal como ocurre en Europa, el consumo es testigo de una disminución similar. Sin embargo, las variedades Club como Honey Crisp, Pink Lady y Ambrosio siguen siendo populares y la demanda por ellas es alta.

A pesar de esto, para Lutz uno de los mayores desafíos es retener la lealtad del cliente en el largo plazo. 

www.portalfruticola.com

Comentarios
0 Comentarios

Deja un comentario